Instrumentos

Gestión de equipos remotos: estamos en esto a largo plazo

Publicado anteriormente por SHL

Cinco formas en que los líderes pueden ayudar a desarrollar hábitos de trabajo sostenibles con tus equipos de manera remota.

A medida que entramos en la “segunda fase” de la pandemia, la realidad a largo plazo de nuestras circunstancias laborales se ha hecho evidente. ¡Trabajar de manera remota llegó para quedarse!

McKinsey informó que la productividad había aumentado en un 41% durante el cierre de primavera. Pero no tener tiempo para breaks y causar indigestión al devorar su almuerzo, no es saludable. Sin mencionar el efecto que puede tener trabajar de esta manera en su salud mental. Necesitamos pensar en comportamientos laborales que sean más sostenibles.

Las teorías del aprendizaje social nos dicen que, como seres humanos, tendemos a aprender unos de otros, e imitar lo que vemos a nuestro alrededor. Y cuando estamos en una crisis, pasamos por un proceso de prueba y error para encontrar el mejor enfoque. Entonces, ¿qué hemos aprendido hasta ahora y cómo implementamos estrategias que nos ayuden a trabajar de manera más productiva en un entorno remoto a largo plazo?

La firma de consultoría McKinsey informó que la productividad había aumentado en un 41% durante el cierre de primavera. 

Los líderes de empresas y organizaciones tienen un papel crucial que desempeñar para ejemplificar el buen comportamiento, si sentamos el precedente, se alentará a otros a seguir. Te has preguntado: ¿Estoy usando este periodo para reflexionar sobre lo que puedo hacer mejor como líder?

Te presentamos cinco formas en las que puedes ayudar a promover comportamientos más saludables a largo plazo, y a medida que ingresamos en la segunda fase de esta pandemia:

1. Prueba reuniones más cortas

Todos sabemos que las reuniones de una hora no son un buen uso del tiempo y, sin embargo, nos encontramos con una agenda repleta de ellas. ¿Quién decidió que las reuniones deben encajar perfectamente en espacios de media hora? Pregunta al organizador si pueden ser 45 o incluso 20 minutos. Estos tiempo extra significan que puedes tomar un café, tomar un descanso o simplemente tener un poco de espacio para crear nuevas ideas en tu cabeza. Además, recuerda que no es necesario programar todas las conversaciones, puedes intentar llamar a un colega para charlar rápidamente.

2. Utiliza la tecnología en su máximo potencial

Siempre estoy aprendiendo más sobre los programas que usamos internamente y sus funcionalidades ocultas. La edición de documentos en vivo en equipos es excelente, ya que significa que las personas pueden iniciar sesión, revisar y editar en su propio tiempo. En lugar de tener una reunión al respecto donde no hay resultados reales. Otro, es tomar notas en vivo en equipos. Guardar automáticamente y grabar sesiones significa que aquellos que no están presentes pueden ponerse al día fácilmente.

3. Sé consciente de siempre estar “activo”

Las videollamadas se han comparado con una “actuación” especialmente para los introvertidos y pueden ser un golpe de energía. Francamente, a veces quieres sentarte en pijama para trabajar ¡eso solía ser una gran ventaja de trabajar en casa! Por lo tanto, especifica en qué ocasiones se justifica una cámara abierta, pero no esperes que todas las sesiones lo sean.

4. Pon algo de tiempo de inactividad

Suena extraño decir esto, pero vale la pena tener un tiempo de inactividad: algunos de mis compañeros tienen una “hora dorada” en sus calendarios donde no se pueden programar reuniones. Por lo menos, puede dedicar tiempo para el almuerzo, tal vez estirar las piernas y dar algunos pasos. Cuando otros miren en su calendario, pensarán “¿Por qué no estoy haciendo eso?” Y lo más probable es que intenten algo similar.

5. Fomenta la colaboración y el apoyo entre compañeros

Las investigaciones muestran que durante este período la mayoría de las personas buscan apoyo en sus compañeros, en lugar de utilizar herramientas o recursos organizativos. Como líderes, podemos fomentar esto, organizando pausas para el café. Intenta con grupos más pequeños para menos incomodidad. 

Es necesario reflexionar, hacer balance y planificar a más largo plazo. Si tú y tus equipos han vuelto a caer en malos hábitos, ¡ahora es el momento de presionar el botón de reinicio!

Obtén más información sobre las fortalezas y áreas de desarrollo en un mundo de trabajo remoto a través de RemoteWorkQ. ¡Para más información, contáctanos!

HDS es Premium Reseller de SHL en México.